Seguimos repasando la biografía de Sawa

A través de los literatos del siglo XX:
Además de Valle Inclán, Benavente, Campoamor, Pedro Antonio de Alarcón, Zorrilla… también coincide en Madrid con el jurista catalán Francisco Pi y Margall del que Sawa dirá: “Un día de invierno que Pi y Margall me ungió con su diestra reverenda, concediéndome jerarquía intelectual, me quedé a dormir en el hueco de una escalera por no encontrar sitio menos agresivo en que cobijarme”.
El periodista Luis Bonafoux, conocido como La Víbora de Asnières, destaca a Sawa entre los miembros del Círculo Nacional de la Juventud: “Era la figura más interesante del círculo, hasta físicamente. Acabado tipo meridional, bronceada tez, tristones los ojos, negra y abundosa la cabellera… Sawa, vistiendo, y declamando sugestivamente uno de sus artículos desde la tribuna, fascinaba al auditorio”.

 

Anuncios